Etiquetas

, , , , , ,


Sabemos que nadie nace sabiendo ser padre, que solamente nos limitamos a hacer nuestro mejor esfuerzo en lo que a esto se refiere, lo que en muchas ocasiones, significa el utilizar inconscientemente los patrones que nos heredaron nuestros padres, para bien o para mal.

Claro está que esto no significa que en algún momento ellos intentaron dañarnos o actuaron “de. Hay que recordar que ellos también utilizaron en su gran mayoría lo que recibieron, simplemente le terminaron agregando “su toque” o dándole “su punto”, que normalmente tiene que ver con lo que ellos mismos hubieran deseado cambiar de sus padres. mala fe”

Esta tendencia, esta compulsión a la repetición, es la que nos hace fallar al intentar cumplir conde todo adolescente en conflicto directo con sus padres, “Cuando yo tenga mis hijos, no los trataré así, como tú a mí”, esto debido a que todo lo que no entendemos de ellos, buscamos repetirlo inconscientemente. aquella famosa frase

En el ámbito educativo muchas veces sucede algo similar: Puede más el como se le enseñó a los profesores en su infancia, que las teorías pedagógicas que estudian en las Normales. Es por eso que podemos toparnos a un docente joven (del que podríamos esperar que fuera algo más innovador y dinámico que los que tienen veintitantos años de servicio), que tenga poca paciencia, que sea rígido e intolerante con los niños, tratando de aplicar ese modelo tradicional que aplicaron con él, repitiendo así su educación.

No cabe duda que si queremos ser dueños de nuestro presente y de nuestro futuro, debemos comprender bien nuestro pasado; ya que cuando éste se encuentra negado, olvidado y/o reprimido; toma fuerza y esto es lo que muchas veces nos hace actuar sin reflexionar, impulsivamente… inconscientemente.

Anuncios